domingo, 21 de noviembre de 2010

De la presentación en Antígona

Antígona es una librería de las de antes, de las que además de libros tiene libreros, una de esas librerías en las que la selección esmerada de libros es una salvación (te ahorra mucho trabajo a la hora de llegar a los buenos bocados) y una perdición (todo lo que hay es apetitoso).


Ayer sábado estuvimos en Antígona, en esta librería zaragozana tan especial, presentando De la chaminera al tejao. Y fue una fiesta. Como no podía ser de otra manera.


Allí nos juntamos, en la trastienda, rodeados de libros maravillosos, un buen puñado de amigos, conocidos y curiosos que querían saber de Palabras del Candil y, sobre todo, de este libro estupendo que es la antología de cuentos aragoneses preparada por Carlos González Sanz.
Pasamos un rato estupendo, hablamos de cuentos, de sueños, de los avatares de una pequeña editorial como la nuestra empeñada en sacar un libro enorme como este, de los años de trabajo, de la cubierta excepcional de Isidro Ferrer... en fin, un poco de todo. Incluso nos dio tiempo para contar un par de cuentos.


Después nos fuimos a tomar una cervecica e incluso ir a comer a La Feria (gracias Carlos).
Lo dicho, una fiesta.


Da gusto ir a Zaragoza.
Da gusto ir a librerías como Antígona, de esas que huelen a librería y que tienen libreros que te miran a los ojos.
Da gusto encontrarse con tanta buena gente.
Da mucho gusto.
Gracias a todos y todas por hacer que, una vez más, presentar un libro sea una fiesta.


PD: Gracias a Itziar y Adur por las fotos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada